Menú Principal
8 de Junio de 2021

Equipos del HPA aportan en la atención de pacientes de la Red Asistencial.

La evaluación efectuada por el Director del establecimiento, pone en valor el compromiso de los funcionarios de APS y las condiciones de infraestructura del recinto hospitalario.

Afrontando el panorama actual, que por estos días vive la salud pública de la Región, momento en que nos aproximamos a la barrera de los mil contagiados de Coronavirus, donde más de 200 pertenecen a la Comuna de Aysén, el Doctor Gabriel Rabí, Director del HPA, estableció que la demanda por atenciones y el rol que ha debido cumplir el personal de salud, es altísimo.

“Esto conlleva un gran trabajo desde APS por la trazabilidad de estos casos; por el tema del seguimiento y el control de los pacientes a nosotros como hospital también nos afecta y de esta forma, hemos aplicado el protocolo de atención interno que tenemos y hemos bajado los rendimientos del policlínico, para poder dar continuidad a las atenciones y evitar grandes aglomeraciones de pacientes en la sala de espera, así también, ir priorizando sin necesidad de parar la atención de cada uno de los especialistas.”.

El directivo se refirió a los esfuerzos realizados para dar continuidad a las intervenciones quirúrgicas. “Al pabellón también hemos tratado de darle continuidad sobre todo con cirugías de carácter ambulatoria y las que requieren de hospitalización que sean lo más acotado posible, para no ir generando aumento en la lista de espera quirúrgica y que van a tener impacto posterior a la pandemia”.

Trabajo en Red.

Sabido es que el hospital de Puerto Aysén, al ser de mediana complejidad, cumple una función muy importante dentro de la red asistencial, puesto que, gracias a sus instalaciones y a la preparación de los equipos, ha podido contribuir en descongestionar el principal centro de referencia de la región, destacó Rabí.

“El hospital encargado del manejo de los pacientes COVID positivo, que presentan apremio respiratorio es el Hospital Regional de Coyhaique, ya que es el que tiene la mayor complejidad, aun así, hay casos en que se han debido enviar fuera de la región para su manejo por un tema de número y capacidad; durante mucho tiempo nos mantuvimos con traslado de pacientes no COVID hacia nuestro hospital para poder desocupar camas del Hospital Regional; hoy en día, cuando la situación es mucho más crítica, hemos tenido que recibir pacientes COVID positivos pero de bajo requerimiento de tratamiento, lo cual es posible en nuestro hospital, nosotros lo podemos hacer muy bien con el personal y con las instalaciones que tenemos.

La contingencia según explicó el Director del Hospital de Puerto Aysén, les obligó a derivar personas, muchos de ellos considerados casos sociales, a hospitales comunitarios como los de Chile Chico, Cochrane o Cisnes, todo esto en el sentido de red, para desocupar camas.
“Gracias a Dios hemos dado una gran batalla, estamos poniendo lo mejor de nosotros, los equipos están sobrecargados, pero siguen ahí luchando y apoyando cada uno de los turnos, por lo que el llamado a la comunidad, es a seguir cuidándose, cumplir los aforos, mantener el uso de mascarilla y el lavado de manos constantes.

Pero por sobre todo, el llamado es a la vacunación, hoy por hoy existe un pase de movilidad, sin embargo, lo más importante es pensar en nuestros familiares, amigos y entorno, está comprobado que la vacunación, ayuda a disminuir los porcentajes de contagios y no tener sintomatología grave”, concluyó.